Saltar al contenido

¿Cómo dar una conferencia?

A medida que aumenta el tamaño de las clases y se ajustan los presupuestos de las universidades, las conferencias siguen siendo un método de enseñanza dominante. Saber enseñar bien es, por tanto, una habilidad crucial que dominar. Una conferencia eficaz se caracteriza por el entusiasmo y la expresividad, la claridad y la interacción. Entonces, ¿cómo se da una conferencia? A continuación se ofrecen algunos consejos prácticos:

1. Prepárate de antemano

  • Visite su clase con anticipación. Familiarícese con la distribución de los escritorios y el frente del aula. Decida dónde se encuentra y cómo se moverá de un lugar a otro. Infórmate si el aula dispone de equipo audiovisual o si necesitarás solicitarlo a los servicios audiovisuales. Asegúrese de saber cómo utilizar el equipo audiovisual.
  • Tenga un plan de respaldo. Si está utilizando tecnología, prepare un plan de respaldo en caso de que tenga dificultades técnicas. Los problemas tecnológicos pueden dañar su credibilidad, incluso si están fuera de su control.
  • Planifique su conferencia y ayudas visuales con anticipación. Describa cómo presentará, explicará y resumirá las ideas principales. Elija ejemplos y prepare cómo les mostrará a los estudiantes las relaciones entre las ideas principales.
  • Prepara notas para hablar. Prepare notas que le funcionen (por ejemplo, un plan detallado, una lista de puntos principales, definiciones clave, evidencia, problemas resueltos, ejemplos, etc.). Para involucrar mejor a los estudiantes, evite leer desde un guión, pantalla de computadora o retroproyector.
  • Incluya recordatorios de entrega en sus notas. Agregue sugerencias para recordarle que debe sonreír, mirar a toda la clase, tomar un descanso después de hacer una pregunta, etc.
  • Practica tu conferencia. Practique para asegurarse de tener la cantidad adecuada de materiales y actividades para el tiempo disponible. Resista el error común de incluir demasiado material en una conferencia. Las preguntas de los estudiantes y las actividades de aprendizaje pueden llevar hasta un 50% más de lo que cree.
  • Trae una botella de agua. El agua aliviará el dolor de garganta o la garganta seca. Tomar un sorbo también es una buena forma de ahorrar tiempo para pensar antes de responder la pregunta de un estudiante.

2. Estructura claramente tu conferencia

  • Sea transparente. Muestre a sus alumnos “el panorama general”. No asuma que sus estudiantes conocen el propósito educativo de su conferencia. En su lugar, explique cómo se relaciona la conferencia con el material ya aprendido y con los temas y objetivos del curso en general. Comience el curso con una breve revisión de los puntos clave del curso anterior y finalice con una descripción general de los temas del próximo curso.
  • Haga transiciones explícitas entre temas con minirresúmenes. Relacionar el material actual con el contenido aprendido previamente y las conferencias futuras. Sea explícito sobre cómo un tema se conecta con el siguiente, o haga que sus alumnos expliquen las conexiones. Al relacionar material nuevo con contenido aprendido previamente, ayuda a los estudiantes a comprender y organizar nueva información en sus mentes.
  • Cubra solo algunos puntos principales en cada conferencia. Planee cubrir solo tres o cuatro puntos en una lección de cincuenta minutos y cuatro o cinco puntos en una lección de setenta y cinco minutos. Seleccione los puntos clave que introducen, complementan y / o aclaran las lecturas, los deberes y los objetivos del curso. Concéntrese en presentar puntos centrales o temas generales que conecten tantos temas como sea posible.
  • Evite simplemente repetir las lecturas del curso. Desarrolle lecturas utilizando nuevos ejemplos y ejemplos de ejercicios o problemas.
  • Sea flexible cuando siga sus calificaciones. Observe el nivel de interés y confusión entre los estudiantes y esté preparado para adaptar su curso en consecuencia. Sus notas están ahí si es necesario, pero la conferencia debe ser el resultado de su interacción con los estudiantes, no las notas en sí.

3.Haga un esfuerzo por involucrar a toda su clase

  • Sea consciente de los niveles cambiantes de participación. En una conferencia académica, los estudiantes se involucran en divagar la mente aproximadamente el 33% del tiempo; sin embargo, esta cantidad varía dependiendo de varios factores, incluido el compromiso.
  • Pregunte primero, luego diga. Invite a los estudiantes a participar haciendo preguntas en lugar de simplemente darles información. Por ejemplo, en lugar de decirles a los estudiantes los resultados de un estudio, pídales que predigan lo que encontró el estudio basándose en lo que saben hasta ahora.
  • Permita descansos durante las lecciones largas. Anime a los estudiantes a moverse, hablar entre ellos o simplemente relajarse en silencio. Crear rompe también permite a los estudiantes ponerse al día y asimilar lo que se ha discutido.
  • Utilice preguntas para que los estudiantes piensen en cómo se relaciona el material con su experiencia de vida. Relacionar el contenido con los intereses, conocimientos, experiencias de los estudiantes y su futura ocupación en la disciplina. Hacer que el material sea relevante ayuda a los estudiantes a retener la información.
  • Invite a los alumnos a hacer preguntas y utilizarlas en clase. Invite a los estudiantes a hacer preguntas en persona y / o en línea a través del sistema de gestión del aprendizaje. Incorpore las respuestas a las preguntas de los estudiantes en su conferencia o presente una actividad que les permita a los estudiantes descubrir las respuestas por sí mismos.
  • Pida a los estudiantes sus comentarios. Dé a los estudiantes la oportunidad de compartir sus comentarios, por escrito y de forma anónima. Un método eficaz es hacer circular y luego recolectar tarjetas que los estudiantes pueden usar para registrar preguntas o comentarios. Los métodos más sofisticados para fomentar la retroalimentación incluyen el uso de herramientas de encuestas en línea.
  • Considere publicar sus notas parciales o diapositivas en línea antes o inmediatamente después de la clase. También puede considerar la posibilidad de que el audio o video de sus conferencias esté disponible en línea. Con herramientas en línea gratuitas, los videos pueden tener subtítulos: esto mejorará la accesibilidad y puede ayudar a los estudiantes cuya lengua materna no es el francés.
  • Anime a los estudiantes a tomar notas. Para ayudar a los estudiantes a tomar buenas notas, proporcione una estructura clara para la conferencia y use un ritmo que les permita seguirla. En lugar de escribir notas detalladas para que los estudiantes las copien palabra por palabra, escriba los términos clave en la pizarra o en diapositivas para que sea más fácil para los estudiantes procesar la información, o proporcione notas esqueléticas de lecciones para que las escriban.

4. Utilice estrategias de presentación eficaces

  • Mantenga un contacto visual regular con toda la clase. Al hacerlo, se vinculará con ellos, podrá evaluar su toma de notas y desalentará los ruidos de clase que distraen.
  • Evite apartarse de los estudiantes cuando hable. Ayuda a muchos estudiantes, especialmente a los que tienen problemas de audición, a ver su cara y boca mientras habla y a comprenderlo mejor.
  • Use un micrófono en aulas grandes. Amplificar su voz ayudará a todos los estudiantes, no solo a los estudiantes con problemas de audición, y también a poner menos estrés en sus cuerdas vocales.
  • Habla con claridad, pero usa un tono de conversación. Vea la conferencia como una oportunidad para hablar con los estudiantes, no con ellos.
  • Transmita su entusiasmo por el material y los estudiantes. Varíe su velocidad y tono vocal, así como sus expresiones faciales. Sonríe a menudo. Considere usar el humor cuando sea apropiado.
  • Pregunte periódicamente a los estudiantes si pueden oír y ver todo. Cambie su volumen y ayudas visuales si es necesario.
  • Si es posible, muévase por la habitación y use gestos naturales. Este movimiento es particularmente importante para involucrar a grandes clases. Los cambios ayudan a reenfocar la atención de los estudiantes, pero recuerde moverse con el propósito de evitar distraerlos.
  • Interactúe con sus estudiantes para crear una relación positiva con ellos. Llegue temprano a clase para recibir a los estudiantes. Diríjase a ellos por su nombre siempre que sea posible y planee quedarse después de la clase para charlar con los estudiantes y responder sus preguntas.

5. Utilice ayudas visuales eficaces

  • Utilice ayudas visuales para estimular y enfocar la atención de los estudiantes. Las ayudas multimedia que utilizan sonido, color y / o animación pueden ayudar a captar y mantener la atención de los estudiantes, especialmente en aulas grandes donde la situación impersonal minimiza su participación. Las ayudas visuales deben ser un medio, no el centro de su conferencia. Tampoco deben reemplazar su interacción personal con los estudiantes.
  • Evite escribir todo lo que dice en sus diapositivas. Considere proporcionar diapositivas parciales o esqueléticas que dejen espacio para que los estudiantes escriban ejemplos y otras notas.
  • Siga las pautas para un buen diseño de diapositivas. Si está utilizando retroproyectores o PowerPoint, apunte a entre doce y veinte diapositivas para una conferencia de cincuenta minutos. Tenga en cuenta la velocidad de las diapositivas y / o la sobrecarga de contenido de los estudiantes, problemas comunes con este tipo de medios.
  • Revele la información visual gradualmente en lugar de toda a la vez. Esto permite a los estudiantes concentrarse en el desarrollo oral de cada punto, en lugar de apresurarse a copiar el material.
  • Considere la posibilidad de crear ayudas visuales durante la conferencia. Resolver problemas, mostrar procesos o construir modelos en tiempo real suele ser más claro para los estudiantes que ver el trabajo hecho. También puede crear imágenes para reflejar los resultados de los ejercicios interactivos, validando los comentarios de los estudiantes. El acto de escribir también le ayuda a llevar el ritmo de la conferencia de manera adecuada.
  • Anote las palabras clave y los nombres. Muchos estudiantes intentan escribir todo lo que ven. Si no es necesario copiar información, dígaselo a los estudiantes o pregúntese si es lo suficientemente importante como para ser incluido en primer lugar. Considere proporcionar folletos que describan el material del curso para que los estudiantes lo marquen.
  • Si está mostrando un video en clase, asegúrese de que los subtítulos estén activados. Ayuda a todos los estudiantes.

Fuentes:

  • Goffe, WL y Kauper, D., (2014). Instructores de una encuesta de principios: Por qué prevalece la conferencia. Revista de Educación Económica, 45 (4), 360-375.
  • Perry, RP y Smart, JC (Eds). (1997). Enseñanza eficaz en la educación superior. Nueva York: Agathon Press.
  • Smith, DJ y Valentine, T. (2012). El uso y la efectividad percibida de las prácticas de instrucción en las universidades técnicas de dos años. Revista sobre excelencia en la enseñanza universitaria, 23 (1), 133-161.
  • Wammes, JD, Boucher, PO, Seli, P., Cheyne, JA y Smilek, D. (2016). La mente divagando durante las conferencias I: Cambios en las tasas a lo largo de un semestre completo. Beca de Enseñanza y Aprendizaje en Psicología, 2 (1), 13-32.